Por Descrubrir

Dormir (y trabajar) entre libros

Fofografía de Wikipedia.

De muchos es sabido que la mundialmente conocida librería ‘Shakespeare & Co.’ de París permite dormir entre sus estanterías de libros en inglés (nada menos que en la capital del idioma galo, algo que irrita especialmente a los parisinos) a aquellos escritores que quieren pasar allí la noche. Es totalmente gratis, aunque el que algo quiere algo le cuesta, obviamente. En este caso, se debe realizar la contraprestación de trabajar en la propia librería para poder ganarse este derecho. La librería en cuestión se ha transformado en un reclamo turístico muy bobo –acrónimo francés para definir al ‘bourgois boheme’ o ‘hipster’- tan atestado de visitantes en sus pasillos que difícilmente alguien podrá descansar en un lugar tan concurrido.

Esta idea ha sido retomada por otra librería también con libros en idioma inglés pero en la ciu

Fofografía de J. Satori

dad de Madrid. No es extraño que así sea, pues la tienda de libros Desperate Literature en la calle Campomanes. Terry Craven y Charlotte Delattre, antiguos libreros hasta 2014 en la librería Shakespeare de Paris, decidieron exportar esta idea hasta tierras españolas, manteniendo el concepto original de ‘librería inglesa en tierra extranjera’.

 

Fofografía de J. Satori

La idea desarrollada por ambas librerías viene de antiguo, pues entre los trabajos alimenticios de los escritores siempre ha tenido un lugar destacado el de librero junto al de periodista o corrector, entre otros muchos. Más aún si se trata de Europa, especialmente en París, ciudad que siempre fue meca de todo escritor que se preciara, desde Hemingway a Henry Miller. Una ciudad tan cara y de visita obligada para poder escribir sobre ella y una dificultad evidente en una ciudad de las más caras del mundo donde se encontró esta fórmula para poder viajar y vivir barato, y además entre libros. Creatividad y solidaridad entre las gentes del libro, como debe ser.

César Requesens